Gran Rosario, Domingo, 20 Agosto 2017 02:51

 

Lunes, 24 Julio 2017 16:14

Para Alejandro Ramos, es "muy grave" el intento de excluir a De Vido cuando "no existe una sola condena"

El ex intendente de Baigorria opinó sobre el desafuero del diputado nacional

 


La suerte de De Vido tendrá mañana martes un primer capítulo. El presidente de Asuntos Constitucionales, el macrista Pablo Tonelli, procurará conseguir una victoria para que el miércoles, en sesión especial, se vote la expulsión del diputado que fue funcionario de los ex presidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández. Pero el poroteo previo no es auspicioso para la alianza oficialista, ni siquiera el apoyo del Frente Renovador permitiría alcanzar los dos tercios de votos que se precisan para alcanzar el objetivo de la exclusión. En Santa Fe, las opiniones están repartidas.

Los legisladores santafesinos amarillos José Nuñez, Ricardo Spinozzi, Lucas Incicco, Gisela Scaglia y Luciano Laspina votan en bloque e impulsan la expulsión. "Tiene inhabilidad moral para integrar la Cámara por la elevación a juicio oral de la causa por la tragedia de Once y los procesamientos que lo vinculan con múltiples hechos de corrupción", sintetizó Spinozzi, expresidente del PJ. "Las instituciones no pueden seguir tolerando la corrupción. La Constitución considera que el cuerpo puede apartar a uno de sus miembros, no puede ampararse en sus fueros para no dar explicaciones. De Vido quizás sea la persona que más conoce de pagos de sobornos en Argentina", sumó Scaglia. Incicco, sincero, dijo que el panorama está "complicado" para juntar los dos tercios.

A ellos se suman los votos cantados de los radicales Mario Barletta y Hugo Marcucci, quienes accedieron al Congreso a través del Frente Progresista, pero hoy integran Cambiemos. "Por corrupto y si no, por incompetente, ¿doce años y todos sus colaboradores robando?", se preguntó el ex intendente de Santa Fe. "Por inhabilidad moral. Tiene más de 130 causas, 25 imputaciones, tres procesamientos y sus principales colaboradores presos, son sobrados argumentos", señaló, por su parte, el ex senador por La Capital.

En el peronismo los rechazos son unánimes. Alejandro Ramos, Marcos Cleri, Eduardo Seminara y Lucila De Ponti resistirán la expulsión. El ex secretario de Transporte calificó de "muy grave" el intento de excluir a un legislador "cuando no existe una sola condena en sede judicial sobre él". El exintendente de Granadero Baigorria dijo que "no existen antecedentes en la historia parlamentaria de nuestro país de una situación como ésta". Cleri, de La Cámpora, remarcó que se opone a la "violación que quieren realizar a la Constitución". Cambiemos -agregó- "toma un caso en particular para luego buscar silenciar, disciplinar y callar las voces diferentes al gobierno macrista ajustador e insensible". El legislador recordó que "Elisa Carrió, al lado mío, en el debate de la comisión dijo 'esto tiene que salir porque nos sirve para la campaña', se suman a ella los socios massistas que no le han dado respuesta a la ciudadanía y quieren tapar con este show la complicidad de un año y medio de gestión". Clari añadió que "la legislación nacional y los tratados internacionales prohíben lo que están queriendo hacer".

La legisladora De Ponti, del Movimiento Evita, avaló la mirada de su bloque. "Las figuras jurídicas que quiere utilizar el Ejecutivo para expulsar a De Vido no tienen solvencia institucional, están usando esto en el medio de la campaña para mantener el tema de la corrupción en agenda, mientras la gente está mucho más preocupada en llegar a fin de mes y garantizar el alimento de sus familias", manifestó.

En tanto, Seminara apuntó que la "ofensiva desatada" contra De Vido debe enmarcarse "en las virulentas acusaciones que se dan en la campaña electoral con miras a la renovación de la legislatura nacional".

La referencia del massismo provincial, Alejandro Grandinetti, pidió escuchar a De Vido en comisión, "como corresponde" porque "es esencial para tomar una determinación adecuada". Pero adelantó su "opinión personal" de apoyo a la mirada de Cambiemos. "Creemos que tendría que allanarse a la justicia, defenderse como un ciudadano normal. Sería lo mejor para lo que ha ocurrido", dijo. En tanto, Vanesa Massetani, también del Frente Renovador, avaló la exclusión porque "la cantidad de causas que pesan sobre De Vido es escandalosa".

Escuetos, finalmente, los socialistas Hermes Binner y Alicia Ciciliani dijeron que prefieren esperar al dictamen de la comisión para emitir una opinión.


Rosario 12 - El Urbano Digital

Deja un comentario